En los últimos meses se han destapado en el mundo varios casos de legitimación de capitales, el más reciente y emblemático el de la FIFA. El abogado experto en antilavado de dinero, Alejandro Rebolledo, destaca la actuación de las autoridades estadounidenses en las investigaciones sobre la materia y que han permitido poner al descubierto hechos de corrupción.

Las alarmas en el mundo se han encendido por el alcance de los casos de legitimación de capitales descubiertos en los últimos años. Rebolledo señala que sin la intervención de Estados Unidos probablemente no sería posible actuar sobre individualidades que buscan la forma de evadir las leyes y hacerse de dinero de la manera más fácil.

Aunque existen legislaciones en todos los países, se lava dinero en todo el mundo, afirma. La debilidad institucional permite que ocurran actividades ilícitas y que sus actores no sean sancionados.

Rebolledo, quien fuera asesor de la comisión especial que investigó el lavado de dólares y la corrupción del sistema financiero en Venezuela para el extinto Congreso, planteará ante la Asamblea Nacional una reforma a Ley Orgánica contra la Delincuencia Organizada para que se adapte a los estándares internacionales con la inclusión del contrabando y la evasión fiscal como delitos de la materia, así como la recuperación de activos producto de operaciones ilícitas.

– ¿Qué ha pasado que en tan poco tiempo han salido a la luz pública varios casos de legitimación de capitales?

2015 es el año en el que el mundo está conociendo cómo el lavado de dinero no sólo es un delito vinculado con traficantes de drogas, sino con actividades ilícitas y delitos graves como lo estamos viviendo con la corrupción pública, entre particulares (caso FIFA), la evasión fiscal, el fraude.

– En América Latina tenemos distintos ejemplos.

La corrupción en Venezuela, Colombia, Panamá, Brasil, Honduras, Guatemala, México, Chile, Argentina y Perú, sólo expresa debilidad institucional y esto es muy importante.

En Venezuela es un tema sumamente grave. No sólo es Latinoamérica sino Iberoamérica. El caso de Andorra lo conocemos por el brazo de la justicia americana. Si no es por ese brazo, no nos damos cuenta de lo que está pasando, igual que con lo de la FIFA, que es un gobierno dentro de otro gobierno con sus propias leyes, reglamentos y jueces.

– ¿Es casualidad que los últimos casos se hayan conocido con poco tiempo entre uno y otro?

Las investigaciones contra la delincuencia organizada llevan tiempo. ¿Cuánto tardó el caso de la FIFA? Años. En Estados Unidos presumían algo porque había indicios, pero las investigaciones continúan hasta encontrar elementos de culpabilidad.

– ¿En qué condiciones se cometen estos delitos?

Las mafias son organizaciones de poder, donde esté el dinero, donde existen debilidades institucionales, donde existen territorios grises, son vulnerables para que la delincuencia organizada se fortalezca y expresen sus propios códigos, sus propias leyes.

En el caso venezolano, para que poder tener repuestos, alimentos, divisas, automóviles, tienes que manejarte por otro mercado porque por el legal no lo puedes tener. Todas estas distorsiones hacen posible que los venezolanos se manejen en una estructura paralela para poder obtener lo que buscan.

– ¿Qué bancos se utilizan para este tipo de operaciones?

El sistema financiero se maneja de la siguiente manera: Cuando se abre una cuenta bancaria se busca el perfil del cliente y se hace una segmentación.

Hay países en el mundo que no tienen cómo vivir, me refiero a que no tienen fuentes de ingresos petroleros, turístico, sino simplemente te encuentras con países que tienen 1 millón o 2 millones de habitantes y tienen 350 bancos, por ejemplo. ¿De qué vive esta gente? Países como Islandia, Belice, Islas Vírgenes, Madagascar, Luxemburgo, países pequeños que no tienen una fuente de ingreso importante y viven de ese dinero. Ese dinero genera empleos, actividades… es el generador de dinero desde el punto de vista bancario.

– ¿Qué hacen los lavadores de dinero?

Tratan de montar un entramado de compañías que dificulte conocer quiénes son en realidad los propietarios, los accionistas o socios de esas empresas. Y con esas compañías abren cuentas en el mundo para dificultar la posibilidad de determinar quién es el beneficiario final.

¿Cómo lo hacen? Ocultando el origen de los fondos ¿Por qué? Porque la corrupción no tiene color político sino aliados de turno. Si una persona que es ministro agarra una comisión debe ocultarla por algún lado, la deposita en un sitio que dificulte llegar hasta él.

Pero eso es posible porque no hay instituciones autónomas. Nuestra lucha es por instituciones independientes, autónomas y fuertes, más allá de derecha o de izquierda. Eso tiene que estar por encima de gobiernos, de partidos políticos. Tiene que ser el Estado la columna vertebral.

Esos países logran ocultar, con una serie de profesionales, el origen de ese dinero y lo manejan por el mundo como les da la gana. No ejercen la política antilavado de conocer a tu cliente, conocer a tu empleado, conocer al cliente de tu cliente, a tu proveedor… Lo importante es el dinero, venga de donde venga.

– ¿Algún ejemplo?

Eso pasó con el HSBC. Una multa en 2012 por $1.900 millones ¿por qué? porque el HSBC tenía debilidades con sus clientes que depositaban el dinero como los traficantes de droga mexicanos. El gobierno estadounidense se da cuenta y le advierte a la entidad que le está contaminando el sistema financiero porque ese dinero es producto de actividades ilícitas.

Esa es una de las grandes debilidades que se tiene con respecto al lavado de dinero, porque en definitiva se trata de que un dinero producto de actividades ilícitas tenga apariencia de lícito. Eso es el lavado de dinero. Yo tengo que colocar ese dinero, producto de la actividad que hice: contrabando, evasión fiscal, drogas, corrupción pública o corrupción privada, qué importa… O agarro comisiones como en el caso FIFA.

– ¿Cuando las investigaciones arrojan resultados todos los implicados son sancionados o alguien puede quedar exento?

La primera fase en los casos de delincuencia organizada es negociar. Se le ofrece a la persona que se está investigando una negociación: si tú me ayudas yo te exonero de cualquier imputación penal y te voy a respetar este dinero… Entonces coopera.

Para la justicia internacional lo más importante es desmantelar la organización y la negociación pasa a ser de baja monta.

– ¿Han cerrado bancos por casos de lavado de dinero?
No puedo asegurarlo con certeza, pero lo que sí ha ocurrido es que al entrar en vigencia en Panamá la legislación sobre la materia hace dos meses y la supervisión por parte del Departamento del Tesoro, a más de 20 bancos panameños se les suspendió la corresponsalía por parte de los Estados Unidos.

– Todos estos casos se han conocido por las investigaciones de EEUU. ¿Cómo se supervisa en Europa?
En todo el mundo se lava dinero, en Singapur, en Dubai, en China, Japón, en Turquía, en Guatemala, en Venezuela… La situación es que las instituciones funcionan por tiempo. Después que el gobierno estadounidenses o sus instituciones hablaron de la FIFA, en cada país empezaron a investigar a sus dirigentes…

En todos los países hay unidades de inteligencia financiera y en todos existen reglamentos, leyes. Entonces ¿Qué pasa? Hay grandes debilidades que no hacen posible que estas personas que están siendo señaladas en caso del lavado de dinero, terminen siendo sancionadas.

Todos los días se toman medidas antilavado en el mundo, pero pareciera que son los peces pequeñitos y no los peces gordos los que caen. Si las instituciones estadounidenses no lo hicieran, no pudiéramos avanzar.

– ¿Cómo está Venezuela en relación a lo que establecen convenios internacionales sobre la materia?

Yo apoyo una propuesta de cambio legislativo de la presidente de Chile, Michelle Bachelet que es evitar lo que ella ha llamado la “vuelta giratoria”. Esto es que si un funcionario fue ministro de comunicaciones, por ejemplo, no puede salir del cargo a ser dueño de un periódico. Esa es la “Vuelta Giratoria”. Si yo soy, por ejemplo, ministro de Minas, entonces salgo dueño de una mina ¿Qué es esto? Eso debe tener una limitación en el tiempo.

Otro aspecto importante pudiera ser el caso de las Personas Expuestas Políticamente (PEP). Yo estoy abriendo un debate latinoamericano, los PEP deben tener un tiempo de desclasificación… Mucha gente me dice, pero es que en este momento en Latinoamérica, con tanta corrupción… ¡Bueno, precisamente! Este es el momento ¿Cuándo lo vamos a hablar?

No puede ser que una persona tenga 10 años, haya sido gobernador y 10 años después siga siendo un PEP. Tenemos que establecer un criterio para el momento en que se deja de ser una PEP, porque no se trata solo de esa persona sino de toda su familia. Arrastras a toda una familia también por el hecho de que papá fue ministro, papá fue el presidente de un instituto autónomo, papá fue un magistrado…

– ¿Qué hacer para corregir las fallas del sistema?

Parte del tema es sincerar la situación. Hay que fortalecer las instituciones para evitar las debilidades. Es decir, si no tenemos jueces, fiscales, policías con buenos sueldos, no nos integramos socialmente. Si su familia no tiene seguro, la posibilidad de comprar vivienda, un vehículo, o acceso al sistema de salud, vas a tener debilidades institucionales.

Cuando un muchacho es fiscal del Ministerio Público y se enfrenta a los peores criminales, los acusa, los lleva a la cárcel y sale a la esquina a agarrar un autobús ¿A qué lo estás llevando? A protegerse él mismo y se da cuenta que la institución no lo ayuda, tiene que inventarse una por su propia seguridad y la de los suyos.

– ¿Cómo se ha ido adecuando Venezuela?

Venezuela ha venido nivelando todo lo que ha sido su problemática antilavado. Es decir, poniendo al día toda su legislación: providencias, reglamentos.

Una de las debilidades que tenemos, por ejemplo, es que la Unidad de Inteligencia Financiera no es autónoma, pertenece a la Superintendencia de Bancos.

No tenemos la lista de Personas Expuestas Públicamente (PEP) venezolanos, esa es otra debilidad y hace falta que todo el sistema de registros y notarías sea automatizado. Ese es un aspecto importante para poder investigar.

Hace falta también regular a los otros sujetos obligados de profesiones independientes como los abogados, contadores, administradores.

Hay que reformar la Ley Orgánica contra la Delincuencia Organizada, vamos a hacer una propuesta a la Asamblea Nacional para actualizarla de acuerdo con los estándares internacionales. Por ejemplo, la evasión fiscal, el contrabando y la fabricación de armas de destrucción masiva, deben estar en la ley.

También plantearemos la recuperación de activos, como parte de la reforma de esta ley. Activos que se encuentran en el extranjero producto de la corrupción pública o producto de la delincuencia organizada que incluye todo (corrupción, estafa, droga, fraude).

La Convención contra la Corrupción establece que uno de sus objetivos es recuperar los bienes.

– Venezuela debe presentar en 2016 una relación con los cambios solicitados por el Grupo de Acción Financiera Internacional para la prevención del lavado de activos.

Hay cosas que debemos resolver para la visita del GAFI en 2016. Pero comparado con todos estos países, Venezuela está muy al día.

El tema de Venezuela es la gran debilidad institucional. Y es grave porque no puede ser que se denuncie que en un año por divisas entregadas por Cadivi salido sin explicación $25.000 millones y no haya ni una persona investigada. La extensión del canal de Panamá cuesta $5.200 millones.

– ¿Cómo está el país en casos de legitimación de capitales?

Venezuela tiene poco que mostrar. El informe anual de la Fiscalía General de la República correspondiente a 2014 señala que hubo 281 actos conclusivos (acusaciones, sobreseimientos o archivo fiscal) y 8 juicios, pero la Unidad Nacional de Inteligencia Financiera refiere 3.000 reportes de actividades sospechosas ese mismo año. Cuando te hablo de debilidades institucionales también me refiero a eso.

– ¿Y el contrabando en la frontera?

Esto es el resultado de una política económica de tanta regulación. No se puede subestimar a ningún venezolano por el oficio que tenga. Los pescadores prefieren vender el pescado en las islas, en dólares, que traerlo a Caracas. Igualmente pasa con la frontera. Por eso se compra el billete de Bs 100 en 150 y 180 bolívares, porque lo necesitan para comprar los productos.

No sólo es un tema de dinero en efectivo o de una transferencia, es un tema de posesión de bienes producto de esas actividades ilícitas. Eso es legitimación de capitales. El artículo de la ley dice: “Quien por sí o por interpuestas personas, sea propietario o poseedor de bienes, haberes o capitales, cuyo origen derive directa o indirectamente de actividades ilícitas o delitos graves”.

Desde 2012, según las reformas del Grupo de Acción Financiera Internacional, el contrabando y la evasión fiscal, pasaron a ser delitos generadores de lavado de dinero o legitimación de capitales. Por eso vamos a ir a la Asamblea Nacional a pedir una reforma..

– ¿Puede haber alguna sanción si Venezuela no adapta las recomendaciones del GAFI?

Se trata de un procedimiento de supervisión, de fiscalización. Evaluarán cómo ha sido el cumplimiento.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.